El senador Fernando Lugo está evolu­cionando lenta­mente y se evalúan dos países, Argentina o Cuba, como opción para su pro­ceso de rehabilitación tras el accidente cerebro vascu­lar (ACV) que lo mantiene internado en un sanatorio privado de Asunción desde el pasado 10 de agosto. La familia tomará esta decisión para iniciar la segunda fase de su tratamiento médico.

“Estamos mejorando pasito a pasito, más lento de lo que a mí me gusta­ría, desde el punto de vista neurológico fundamental­mente. Todos los otros fun­cionamientos orgánicos por demás están bastante bien. Estuvimos explo­rando tanto nacional como internacional y la familia es la que está decidiendo dónde hacemos la reha­bilitación”, comentó ayer miércoles el doctor Jorge Querey a la 1080 AM.

Querey se refirió a la pausa que indefectiblemente pre­cisará Lugo en cuanto a sus actividades políticas. Dijo que el tiempo que deman­dará la recuperación es aún incierto, y aseguró que, como su médico de cabe­cera, no lo expondrá a nin­gún estrés que suponga poner en riesgo su salud.

Dejanos tu comentario