El ex presidente de la República y líder del movimiento Honor Colorado, Horacio Cartes, comunicó ayer lunes a la Comi­sión Bicameral de carácter transitorio para la investiga­ción de hechos punibles de lavado de dinero y otros deli­tos conexos, encabezada por el izquierdista Jorge Querey, que no comparecerá al lla­mado realizado para el día de hoy, mencionando que no se encuentra comprometido entre los sujetos que pueden ser citados por las comisiones de investigación.

La decisión fue informada por el abogado del empresa­rio, Pedro Ovelar, y solicitó al organismo que se le remi­tan por escrito las preguntas cuya contestación se pretende con la finalidad de poder ejer­cer en su caso las prerrogati­vas constitucionales. Al res­pecto, justificó esta decisión citando el segundo párrafo del artículo 195 de la Consti­tución Nacional, en concor­dancia con el artículo 4 de la norma 137/1993, que instituye las comisiones conjuntas de investigación.

“No ostento ninguno de los cargos públicos taxativamente previstos en la norma consti­tucional, sino que ostento el doble carácter de senador vita­licio y senador electo y procla­mado”, refirió Cartes a través del documento presentado por su representante legal. “Esto último impide, asimismo, que se me pueda considerar un particular en el marco de la investigación llevada ade­lante por la comisión, ya que, conforme se hizo público a través de diversos medios de prensa, el motivo de la citación es la declaración realizada días atrás por el embajador de los Estados Unidos, en la que se me atribuyen hechos supues­tamente ocurridos durante mi mandato presidencial”.

DECLARACIÓN POR ESCRITO

En ese sentido, teniendo en cuenta el planteamiento, dijo que la comisión no se encuen­tra autorizada, constitucional ni legalmente, a convocarlo. “En segundo lugar, ante las consideraciones antes realiza­das, me encuentro compren­dido entre los sujetos excep­tuados al deber de concurrir ante las convocatorias que las comisiones conjuntas de investigación realicen, de con­formidad a las reglas previstas en el artículo 341 del Código Procesal Civil”, indicó.

Mediante el documento señala también que las reglas son aplicables por disposición directa del artículo 11 de la Ley 137/1993, que establece la apli­cación supletoria de las nor­mas del Código Procesal Civil y del Código Procesal Penal, “inclusive las modalidades previstas para los testigos que gocen de fueros especiales”.

“La modalidad especial a la que refiere el artículo con­siste en la declaración por escrito, previa presentación del pliego de preguntas corres­pondiente, para su contesta­ción dentro del plazo que, en este caso, la comisión fije”, manifestó el ex presidente de la República.

EL DERECHO DE EXCUSACIÓN

Por otra parte, el ex jefe de Estado también hizo men­ción en el documento remi­tido al Legislativo al artículo 18 de la Constitución Nacio­nal, previsto en la Ley 137/93, como motivo de excusación, el cual consagra la garantía de la no obligatoriedad de declarar contra uno mismo.

“Las recientes declaraciones del embajador de los Estados Unidos en nuestro país, muy lejos de ser concretas y espe­cíficas, importan graves acu­saciones en mi contra. No cabe duda, en este contexto, que me encuentro situado en la posi­ción prevista en la antes citada norma constitucional y, por tanto, en las previsiones del segundo párrafo del artículo 5 de la Ley 137/93, por lo que me asiste el derecho de excusa­ción ahora invocado”, explicó.

Finalmente, Cartes sostuvo que su calidad de senador electo de la nación le otorga conforme al artículo 191 de la Constitución la inmuni­dad de detención, “por lo que no es aplicable, con respecto a mi persona, las previsiones del artículo 5 de la Ley 137/1993 en cuanto a la posibilidad de hacer comparecer con el auxilio de la fuerza pública”. Finalmente, el empresario nombró a Ove­lar como su defensor y repre­sentante en el marco de la pre­sente investigación.

Dejanos tu comentario