El diputado colorado Basilio “Bachi” Núñez se encuentra bastante preocupado por las consecuencias que podría traer la jornada electoral de ayer domingo 20 de junio, debido a las aglomeraciones que se dieron tanto en los locales de votación y durante las celebraciones.

Núñez expresó que las consecuencias epidemiológicas en cuanto a números de casos de COVID-19 se podrían percibir en unas dos semanas en adelante.

Leé también: Nakayama dice que 70.000 votos en blanco demuestran gran descontento del electorado liberal

“Esperemos que la repercusión en dos semanas no sea lo que uno se imagina. Me refiero a la aglomeración que se tuvo en estas elecciones, estuve mirando por los diferentes medios más que nada, y hubo aglomeración tanto en el traslado de la gente, principalmente dentro del partido colorado y el partido liberal”, refirió en entrevista para la radio 1000 Am.

El legislador, quien también es médico, sostuvo que su preocupación se da principalmente por el colapso sanitario de los hospitales por los casos masivos de coronavirus.

Asimismo, dijo que otros diputados que también son doctores trataron de impulsar proyectos para apoyar y dar las herramientas necesarias al Gobierno para paliar la crisis sanitaria.

“Somos cinco médicos en la Cámara de Diputados y hemos presentado proyectos de leyes interesantes en el ámbito de la salud y en principio dotarle de mayor presupuesto y más especialistas”, sentenció.

Te puede interesar: Diputado Romero Roa está en terapia intensiva a causa del COVID-19

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar