La planificación en torno a la distribución y mantenimiento de las vacunas contra el COVID-19 es la preocupación a partir del anuncio de la llegada de las 4.000 dosis. La senadora Esperanza Martínez espera que el Ministerio de Salud transparente la política de vacunación.

Un plan de recepción, distribución y mantenimiento de cadena de frío y una política con las dosis que se vayan sumando es el reclamo pertinente. Además, critica el mecanismo de inscripción, considerándolo una burla por no tener localizado por regiones.

Lea esto: Defensor del Pueblo visita a la ministra de Justicia para pedir disculpas

“Es importante que los medios presionen así como nosotros desde la Comisión de Control de Fondos de Emergencia, de Salud y Hacienda, para plantearle al ministro que transparente la política de distribución y cómo se va hacer la vacunación”, expresó la senadora y exministra de Salud.

Con respecto a volver al mismo punto de crítica de que no se consiguieron las vacunas o que son pocas, muchas, no llegan y no van a llegar, ya son temas secundarios, porque ya hay una crítica extensa y sostenida, “a nadie le queda dudas de que el gobierno llegó tarde en esta negociación”.

A partir de ahora se esperan las vacunas, que cuando lleguen “se va tener el siguiente desastre, no sabemos cómo se va repartir; se tiene que hacer pública la campaña y el plan de distribución de vacunación de logística, si hay equipamiento correspondiente, sobre los sistemas de refrigeración para mantener la cadena de frío, si están comprados o no”, enumeró la legisladora del Frente Guasu.

Las 4.000 dosis que se aguardan, espera que sean usadas correctamente para la primera línea de médicos y enfermeros de la Terapia Intensiva, “que sean los únicos beneficiados, que no aparezca la mamá de Marito, la abuela de no sé quien como habitualmente hacemos, rompemos las reglas por favores políticos”, recriminó.

Lea más: La vacuna rusa Sputnik V arriba hoy a las 17:45

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar