Por Jorge Torres

“La Caja Negra” - Unicanal

En el informe de auditoría de la Conmebol también se desprende que parte del dinero colocado por Nicolás Leoz en el banco Atlas, a través de dos fideicomisos, figura una deuda que Inmobiliaria del Este tenía con el exdirigente deportivo por la venta de inmuebles. “La Caja Negra” tuvo acceso a los detalles de las fracciones administradas por la inmobiliaria de los Zuccolillo.

Bienes inmuebles convertidos hoy en rentables loteamientos son administrados actualmente por Inmobiliaria del Este, propiedad de la familia Zuccolillo y sus rendimientos depositados en el banco Atlas.

Estas operaciones son parte de un esquema, casi perfecto, para lavar parte de los 200 millones de dólares desviados por Leoz durante su administración como presidente de la Conmebol. La inmobiliaria de los Zuccolillo, IDESA, es parte del esquema lavado Atlas-Leoz.

Natalia Zuccolillo, directora del diario ABC Color y accionista de Inmobiliaria del Este. Foto: Gentileza.

“La Caja Negra” tuvo acceso al detalle de las fracciones administradas por la Inmobiliaria de los Zuccolillo y recorrió los loteamientos.

En la cuidad de Luque está ubicada la fracción San Agustín y no existen lotes para la venta. Están totalmente vendidos y poblados.

En la ciudad de Altos, sobre el nuevo asfalto que une Atyrá –Altos . En el sitio verificamos que no hay lotes libres en la actualidad.

Foto: Gentileza.

En la ciudad de Caacupé, de acuerdo a los documentos, existen unos 5 loteamientos administrados por Inmobiliaria del Este a favor de Leoz. Fracción San Jose II, La Candelaria, Costa Dorada I y II, Virgen del Valle y María Auxiliadora, y Cumbre del Sol. La mayoría con lotes totalmente vendidos.

Por último, el equipo de “La Caja Negra” verificó las fracciones ubicadas en la ciudad de Emboscada. Las fracciones San Agustín y Fracción Tucán corresponden a Inmobiliaria del Este. Otros loteamientos están ubicados en Piribebuy, Quiindy e Itá.

Inmobiliaria no colaboró con investigación en EEUU

El 12 de agosto del 2016, el prestigioso bufete de abogados de los Estados Unidos, Quinn Emanuel, firma que colabora con la investigación de transferencias irregulares de dinero de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), también había solicitado informes a Inmobiliaria del Este, propiedad de la familia Zuccolillo.

La nota fue dirigida a Guillermo Brugada, gerente general de Inmobiliaria del Este, y se le solicitaba información relacionada a los bienes de Nicolás Leoz. Sin embargo, nunca hubo respuesta por parte de la inmobiliaria a este pedido, a diferencia del banco Atlas, que al menos respondió y se excusó con el “secreto bancario” para evitar proveer la información requerida.

La verificación de información relevante en poder de Inmobiliaria del Este para la investigación criminal en curso, llevada a cabo por la Fiscalía de Nueva York, fue imposible. El gerente general de la inmobiliaria ni siquiera respondió la solicitud de la justicia americana.

Dejanos tu comentario

11H

¿Experimenta incrementos de precios de los productos de la canasta básica familiar?

Click para votar