La municipalidad de Capitán Miranda, del departamento de Itapúa, declaró este miércoles el estado de emergencia sanitaria distrital debido al aumento sistemático de casos de COVID-19. Señalan que esto también responde a la preocupación de los responsables de salud del colapso inminente del sistema sanitario distrital. Eventos sociales serían la principal causa de los contagios del virus.

La resolución municipal indica que por el plazo de 13 días (del este 23 de febrero hasta el 7 de marzo), se dispone la suspensión de cualquier tipo de actividad que conlleve aglomeración de personas; acontecimientos sociales, religiosos, actividades deportivas y recreativas en general en todo el distrito de Capitán Miranda.

En caso de incumplimiento, se advierte que se tomarán las medidas de sanción, tanto para las instituciones, locales comerciales y personas en general. Las sanciones serán desde multas hasta la elevación de denuncias al Ministerio Público.

Se insta también a los propietarios de locales comerciales a reforzar las medidas sanitarias, tanto para clientes como funcionarios, tales como el uso de tapabocas, distanciamiento físico y lavado de manos correspondientes.

Por último, se solicita acompañamiento a las autoridades para el cumplimiento de las medidas sanitarias de urgencia, para salvaguardar la salud de la población, especialmente a las fuerzas públicas para el control del cumplimiento del protocolo sanitario, según se señala en el documento firmado por el intendente Basilio Gura.

Muchos eventos sociales

El jefe municipal explicó por su parte a la corresponsalía del Grupo Nación en Itapúa que registran mucha gente contagiada y varias personas fallecidas en el distrito a causa del COVID-19.

Incluso, reveló que ya existen niños con la enfermedad, dato confirmado el fin de semana último. “Entonces, preocupa la situación y tenemos miedo que colapse la Unidad de Salud Familiar porque el plantel médico también está expuesto. Como autoridades municipales, en conjunto con la Policía Nacional, de Tránsito, Junta Municipal y el juez de Faltas, consideramos ir a un sistema de cuarentena de actividades por diez días”, acotó.

Gura agregó que los contagios principalmente se dan por el aumento descontrolado de los encuentros sociales durante los fines de semana, lo que pone en riesgo la delicada situación sanitaria del municipio.

Podés leer: Salud hace pública nómina de vacunados contra el COVID-19

Muchas consultas por cuadros respiratorios

Por su parte, la doctora Bianca Barboza, directora de la Unidad de Salud Familiar local, señaló que a la fecha tienen confirmados 20 casos positivos del virus pero afirmó que son números de hace 6 días atrás, por lo que la cifra actual debe ser mayor. Agregó que por lo menos reciben 30 pacientes por jornada que llegan para consultar por cuadros respiratorios.

“Algunos de ellos son trasladados a centros de mayor complejidad por la gravedad del cuadro. Gente de otras localidades viene también aquí en busca de mejor atención, porque los centros de mayor complejidad también están saturados en cuanto a consultas por cuadros respiratorios”, concluyó.

Podés leer: Reconocen como error incluir a funcionaria administrativa entre primeros vacunados

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar