Una serie de situaciones pun­tuales y una falta de política repercutieron con núme­ros negativos en el ámbito de la industrialización de la soja producida en el país, señalaron desde la Cámara Paraguaya de Procesadores de Oleaginosas y Cereales (Cappro). No obstante, desde el gremio reiteraron que el sector cuenta con un gran potencial en materia produc­tiva para la industrialización de la oleaginosa.

El informe publicado por la Cappro indica que la molienda total de la soja en el primer semestre del 2021 fue de 1.404.221 toneladas, considerada como el peor resultado registrado en los primeros seis meses desde el 2013, año en que se molieron 1.220.000 toneladas. Desde el gremio agroindustrial expli­caron que este dato implica, además, una reducción del 16% en la comparación inte­ranual, y una diferencia nega­tiva de casi 400.000 tonela­das con relación al promedio acumulado a junio de los últi­mos tres años.

El procesamiento en junio vol­vió a mostrar una reducción con relación al mismo mes del año pasado, con lo que se cierra el quinto mes de retracción en la molienda, de los seis meses transcurridos de este 2021. Los datos hacen que se vea cada vez más lejana la posibi­lidad de revertir esta tendencia y todo apunta a que se estaría cerrando el tercer año conse­cutivo con caída en la indus­trialización de oleaginosas.

Dejanos tu comentario

17H

¿Qué acción debe tomar Salud para incentivar la vacunación de jóvenes entre 18 y 19 años?

Click para votar