Durante casi todo el año pasado y parte del primer trimestre del corriente año, sumado a las restricciones de movilidad y la inestabilidad de los ingre­sos, el tipo de cambio guaraní/ dólar elevado habría contri­buido a limitar la demanda y el consumo de bienes impor­tados, señala el análisis de la consultora Mentu.

Con la reactivación del comer­cio global, el incremento de los precios internacionales de ali­mentos y de combustible, y un nivel menor de intervenciones del Banco Central del Paraguay (BCP) para controlar el tipo de cambio, se espera que la infla­ción de estos bienes muestre una tendencia positiva a lo largo del año.

Los factores mencionados habrían incidido de forma particular en el mes de abril, en donde la inflación inte­ranual de bienes importados alcanzó 3,5%, agrega. “Así, si bien otorgaría competitividad a las exportaciones, el tipo de cambio que cerró abril en G .6.587 por dólar y que al jue­ves se ubicó en G. 6.710 según la cotización referencial del BCP, podría ser uno de los fac­tores que restrinja el consumo de bienes importados, puesto que los mismos se encarecen al convertir sus precios a gua­raníes”, especificaron los ana­listas.

En tanto, la cotización del tipo de cambio cerró ayer viernes al alza, en G. 6.730 por uni­dad minorista a la venta, en el mercado de cambios, 20 pun­tos más, a consecuencia de fac­tores externos. En cambio, el dólar referencial quedó al cie­rre de la semana en G. 6.768,28, según publicó el BCP al cierre de la jornada.

COMBUSTIBLES

Mentu señala que con el for­talecimiento del tipo de cam­bio y la escalada de los precios internacionales de los cru­dos de petróleo WTI y Brent a más de US$ 60 el barril por primera vez desde finales del 2019, los costos de reposición del combustible se han incre­mentado.

Por esta razón, los repre­sentantes del sector deci­dieron realizar un nuevo ajuste al alza de los precios locales de todos los tipos de nafta y gasoil, en alrededor de G. 400 por litro.

Al ser el combustible un insumo básico en las estructuras de costos de casi todos los sectores de la economía, y al tratarse de un aumento de precios de G. 800 en dos meses, este incremento podría generar no solo presiones inflacionarias, sino tam­bién reajustes de salario en el corto plazo, al estar este indexado a la infla­ción. Dado el contexto de incertidumbre, es impor­tante adoptar estrategias de mitigación del impacto de esta suba en los sectores más afectados.

MINUTAS FED

El dólar ganó terreno desde el miércoles, rompiendo una racha de cuatro días de pérdidas y rebotando desde un mínimo de varios meses tras la publicación de las actas de la última reunión de política monetaria de la FED.

En las minutas, varios miembros del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) de la Reserva Federal de Estados Unidos dijeron que si la recuperación económica sigue ganando impulso, sería apropiado “en algún momento” discutir el endurecimiento de su política expansiva, lo que dio un impulso al dólar, según el portal Investing.com. El índice del dólar, que mide el billete verde frente a una cesta de monedas mundiales subió por última vez un 0,52% a 90,254, señalaron.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar