Desde la Asociación Paraguaya de Agencias de Viajes y Empresas de Turismo (Asatur) se observa con expectativa la reapertura del Aeropuerto Internacional Silvio Pettirossi y con él la reanudación de los vuelos comerciales.

Ahora el gran desafío es reagendar los vuelos porque mucha gente había adquirido sus paquetes turísticos para la Semana Santa, además de grupos estudiantiles que tenían previsto viajar en julio a diferentes destinos e inclusive casamientos planeados para el Caribe, que fueron aplazados por la pandemia.

Te puede interesar: Benigno López confirma que renunciará este fin de semana

En entrevista telefónica con canal GEN, Rossana Fustagno, vicepresidenta de la Asatur, valoró la reapertura del aeropuerto, aunque mencionó que tendrá gran incidencia en la frecuencia de vuelos que la Argentina no haya habilitado aún su frontera con Paraguay.

“Fueron muchos meses cerradas y totalmente paradas las agencias de viaje y ahora están dos canales de trabajo, de reprogramar los viajes postergados o suspendidos por estos meses de pandemia para aquella gente que tenía programados sus viajes con anticipación. Y por otro lado, esperando ya la confirmación de cada una de las aerolíneas de cuándo van a volver al Silvio Pettirossi y, al mismo tiempo, con qué frecuencias semanales”, mencionó.

La vicepresidenta de Asatur, Rossana Fustagno habló con canal GEN sobre el reinicio de los vuelos comerciales, tras siete meses de inactividad. Foto: Captura de pantalla.

Fustagno dijo que el litoral argentino siempre fue un proveedor importante de pasajeros, por lo que tendrá una fuerte incidencia que los aeropuertos del vecino país no estén habilitados aún para los vuelos comerciales, solamente para los humanitarios. “Pero lo importante es que el aeropuerto ya se abrió y ya podemos empezar nuevamente a visualizar el futuro. Lo importante es tener esta apertura para no perder la conectividad”, significó.

Reprogramación de viajes

Si bien Fustagno no supo precisar la cifra de pasajeros que se vieron obligados a posponer o cancelar sus viajes, dijo que hay una cantidad enorme de personas que programaron viajar por Semana Santa, además de estudiantes que tenían previsto vacacionar en julio y casamientos que habían sido planeados para el Caribe con grupos numerosos de personas.

“No puedo dar una cifra exacta, pero cuando ocurrió esto en marzo, mucha gente ya había comprado para Semana Santa, y para las vacaciones de julio, grupos estudiantiles grandes. También se estaba usando mucho el tema de casamientos en el Caribe con grupos de 30 a 80 personas. Así que hay un grupo importante ya de personas con paquetes comprados que tienen que reprogramar y también estamos haciendo ese tipo de gestiones”, comentó.

Leé también: Falleció a los 85 años el político colorado Conrado Pappalardo

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar