La obra de la defensa costera de Pilar dinamiza la economía local, permitiendo que 42 empresas de la zona se conviertan en principales proveedoras de insumos, materiales y servicios para el anhelado proyecto que solucionará la problemática de las inundaciones.

Es así que los trabajos de refulado para lo que será la defensa costera generan 43 puestos laborales directos para mano de obra local, activando la cadena logística del departamento de Ñeembucú.

Te puede interesar: Proyectan reactivar empleos en cinco ciudades fronterizas

En tanto, a lo referente a la cadena de producción, posibilita que 42 firmas locales se ocupen de abastecer lo relacionado a materiales de ferretería, gráfica, papelería, útiles de oficina e informática, carpintería así como el servicio de hoteles, entre otros.

La otrora Manufactura Pilar, por ejemplo, confeccionó el uniforme de los obreros, aumentando su producción, en plena pandemia del COVID-19.

Según datos técnicos proveídos por el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), la obra tendrá unos 15 km e incluye 22 estaciones de bombeo con sus reservorios, 9 km de canal de desvío del arroyo San Lorenzo, 6.000 metros lineales de canales de desagüe pluvial y 2.700 metros de alcantarillas y pretratamiento de efluentes.

La construcción se hará en tres fases: la A, actualmente adjudicada, que incluye la defensa costera, estaciones de bombeo con reservorios, canal de desvío del arroyo San Lorenzo, canales de desagüe pluvial de la terminal, operación y mantenimiento de todo el sistema, por tres años.

Mientras la fase B abarca obras de desagüe pluvial y sistema de alcantarillado sanitario con planta de pretratamiento de efluentes y la fase C que es la construcción de la avenida costanera y parques lineales. La culminación de la obra está prevista en un lapso de 36 meses.

Leé también: MOPC recibió 4 ofertas para fiscalizar obras de defensa costera de Pilar

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar