Tokio, Japón. AFP.

Un terremoto de mag­nitud 6,1 sacudió la región de Tokio ayer, sin que exista riesgo de tsunami, informó la Agen­cia Meteorológica de Japón (JMA). El Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS) ha evaluado su magnitud en 5,9. La sacudida, que se sintió en gran parte del este de Japón, hizo temblar a algunos edi­ficios y activó las alarmas en los teléfonos de los habitantes para darles tiempo de ponerse a salvo.

El epicentro del terremoto, ocurrido a las 22:41 locales (13:41 GMT), se situó a 80 kilómetros de profundidad en el departamento de Chiba (al este de la capital), señala la agencia. No se tiene constan­cia de daños. Se ha suspendido por precaución la circulación de trenes locales y de los de alta velocidad (Shinkansen). La prensa local no ha infor­mado de daños importantes. También hubo controles en las centrales nucleares, sin que se hayan señalado ano­malías.

“ANILLO DE FUEGO”

Japón se halla en el “Anillo de fuego” del Pacífico, un arco de intensa actividad sísmica que se extiende por el sudeste asiático y la cuenca del Pací­fico hasta América del Sur. La semana pasada ya se sintió un terremoto de magnitud 6,1 en la costa noroeste de Japón, que no causó daños.

Japón sigue atormentado por el terremoto y tsunami del 2011 (más de 18.500 muer­tos), que provocaron la catás­trofe nuclear de Fukushima.

Dejanos tu comentario