El Tribunal de Apelación conformado por los jueces Arnulfo Arias, Óscar Rodríguez Kennedy y Emiliano Rolón Fernández revocó la prisión domiciliaria que había decidido la criticada jueza ejecución penal Lourdes Scura, quien benefició al ganadero Augusto Ramón Ruiz Aguilera, condenado a 13 años de cárcel por narcotráfico. La fiscala de ejecución Liz Cowan apeló la llamativa resolución de la entonces jueza de ejecución Scura y hoy el Tribunal de Apelación dispuso que el sentenciado vuelva a prisión.

Ruiz Aguilera fue condenado en el 2017 y en octubre de ese mismo año la jueza Scura le modificó su prisión domiciliaria y amplió desde 23 de octubre del 2017 hasta el 15 de enero del 2028, es decir hasta que prácticamente cumpla toda su pena, alegando que el hombre está con una enfermedad crónica y con 81 años.

Según el preopinante Arnulfo Arias, la jueza de Ejecución Scura ha ampliado el plazo de la prisión domiciliaria a favor del condenado Augusto Ramón Ruiz Aguilera por el tiempo que dure la condena, es decir por 13 años, al haber sido hallado culpable por el hecho punible de narcotráfico.

Te puede interesar: Justicia ordena que abogado sea agendado para ser vacunado contra el COVID-19

Según Arias, la magistrada no tuvo en cuenta el ofrecimiento de pruebas, la notificación a la otra parte, en este caso el Ministerio Público, esperar la contestación de esta y la audiencia pública prevista en la ley para discutir la cuestión. La magistrada resolvió la medida, de oficio, sin cumplir con los presupuestos legales, ni notificar su decisión al Ministerio Público.

Según los antecedentes del caso, el 14 de enero del 2015, Ruiz Aguilera, dueño del establecimiento rural San Pablo ubicado en Loreto, Concepción, fue detenido cuando una narcoavioneta boliviana aterrizaba en su propiedad con 355 kilos de cocaína. Del poder del detenido se incautaron 15 mil dólares.

Podés leer: Fiscales se constituyeron en escena de la tragedia de Tacuatí

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar