La conferencia de prensa que brindó el jefe de Gabinete Juan Ernesto Villamayor se convierte en otro lamentable espectáculo, ante las declaraciones del representante venezolano filtradas en redes. Las explicaciones que brindó sobre el abogado que iba a cobrar los US$ 26 millones del arreglo quedan como un absurdo porque Troconis dijo que el Gobierno paraguayo le presentó al letrado y no dos parlamentarios de su país, como lo dijo el hombre de confianza del presidente Mario Abdo Benítez.

Javier Troconis, repre­sentante del gobierno interino de Vene­zuela, sostuvo que conoció al abogado Sebastián Vidal, también abogado del tío del presidente Mario Abdo Bení­tez, en el Palacio de López. El letrado iba a llevarse el 20% del monto del acuerdo de la deuda de Petropar con PDVSA que había sido des­tapado por The Washington Post. La versión de Villama­yor, una vez más, sufrió fuer­tes contradicciones ante las declaraciones del comisio­nado venezolano.

El comisionado presidencial para la Gestión de Recupera­ción de Activos, Javier Tro­conis, había informado a la Asamblea Nacional de Vene­zuela que el dudoso acuerdo fue rechazado por los vene­zolanos y que el borrador del mismo fue gestado entre Sebastián Vidal y las autori­dades paraguayas. Sus afir­maciones contradicen las declaraciones del jefe de Gabinete Presidencial, Juan Ernesto Villamayor.

Según su versión, era evi­dente que Vidal, represen­tante de Petróleos de Vene­zuela SA (PDVSA), tenía afinidad con las autoridades paraguayas. “Lo sé no porque me lo haya dicho, sino porque era evidente que si se llega a una reunión y hay empatía y hay familiaridad en donde está, te da el entendimiento de que es una persona bien conectada allí, y se concretó alguna negociación”, confesó.

Troconis manifestó además que fue el Gobierno de Para­guay el que propuso que se pagara a los abogados a la par de que querían que se quita­ran los intereses y solo se pagara la mitad del capital.

“Lo que ellos estaban propo­niendo no era una propuesta satisfactoria y nosotros lo rechazamos y el caso se cerró ahí, una sola vez fui yo allá en Paraguay”, expresó. Sin embargo, según el ministro Villamayor el rechazo se dio por parte del Gobierno Nacional debido a que no se contaba con la certeza jurí­dica de que el pago iba a que­dar finiquitado. “Nosotros necesitamos un acuerdo judicial, en consecuencia, la República del Paraguay no presta el acuerdo, por conve­niente que sea, no se presta el acuerdo”, indicó en confe­rencia de prensa.

Dentro del acuerdo que se pretendía firmar se incluía una buena tajada del 20% del pago de la mitad de la deuda de US$ 260 millones de Petropar con PDVSA. Es decir, que el abogado Vidal iba a llevarse US$ 26 millones si se concretaba el pacto.

“Al abogado Sebastián Vidal lo conocí allá en Paraguay, primero lo conocí por telé­fono, fue la persona que estuvo haciendo los enlaces y nos conocimos en Paraguay, en la casa presidencial, allí en donde hubo la reunión era donde estaba el señor Sebas­tián Vidal, una persona bien relacionada con toda esa gente del gobierno de allí”, afirmó el comisionado.

Aunque Villamayor dijo ante los medios de comuni­cación que la participación del señor Vidal en el proceso no está aceptada por Para­guay. “Todas estas cuestio­nes son internas venezolanas y que Guaidó debería ver con el señor Troconis, que fue su representante”, expresó en conferencia.

Finalmente, indicó que no se llegó a ningún acuerdo por­que para el gobierno inte­rino de Venezuela no era nada conveniente lo que se planteaba desde Paraguay. “Yo entiendo que en toda negociación pues tiene que haber flexibilidad de ambas partes, porque si no, no estamos negociando nada, pero estaba muy en contra nuestra”, comentó Troco­nis. Mientras que Villama­yor sostuvo que, “Venezuela propone, pero nosotros no hemos aceptado. A noso­tros lo que nos preocupa es el acuerdo de fondo, no a quién designan como abogado”.

Dejanos tu comentario

14H

¿Mario Abdo debería hacer más cambios en su Gabinete?

Click para votar